Categoría: "PLEGARIAS"

PLEGARIA DOMINGO 13 T. ORD.

PLEGARIAS Enviar opinión »

 

ORACIÓN ANTE LA CRUZ

Ante ti, oh cruz, aprendo lo que el mundo me esconde: que la vida, sin sacrificio, no tiene valor y que la sabiduría, sin tu ciencia, es incompleta. Eres, oh cruz, un libro en el que siempre se encuentra una sólida respuesta. Eres fortaleza que invita a seguir adelante, a sacar pecho ante situaciones inciertas y a ofrecer, el hombro y el rostro, por una humanidad mendiga y necesitada de amor.

Ahí te vemos, oh Cristo, abierto en tu costado y derramando, hasta el último instante, sangre de tu sangre, hasta la última gota; para que nunca, en este mundo que vivimos, nos falte una transfusión de tu gracia, un hálito de tu ternura, de tu presencia; una palabra que nos incite a levantar nuestra cabeza hacia lo alto.

En ti, oh cruz, contemplamos la humildad en extremo, la obediencia y el silencio confiado, la fortaleza y la paciencia del Siervo doliente,  la comprensión de Aquel que es incomprendido, el perdón de Aquel que es ajusticiado. En ti, oh cruz, el misterio es iluminado aunque, en ti, Jesús, siga siendo un misterio.

Publicado por Reflejos de Luz Pastoral

HIMNO A SANTA OROSIA

PLEGARIAS Enviar opinión »

 

HIMNO A SANTA OROSIA

Santa Orosia tan pura y tan bella

de tus gracias venimos en pos;

te alabamos ilustre doncella,

que el martirio sufriste por Dios.

 

De país extranjero llegaste

y sintiendo un divino placer

en el monte de Yebra entregaste

tu vida por la fe.

 

Todos los pechos aragoneses

los jacetanos y montañeses

a Orosia aclaman con frenesí,

para ofrecerle su pleitesía

para decirte Patrona mía,

que sus alientos son para ti.

Para decirte, Patrona mía,

que sus alientos son para ti.

 

Eres Orosia, Rosa de Oro

en el tesoro espiritual

tu amor del cielo

que el pecho inflama

nos guia y llama

desde la corte celestial.

 

Que el dulce brillo de tu mirada

sea promesa de mi redención

Bella Princesa, tierna abogada,

te alaba siempre mi corazón

PLEGARIA DÍA DEL CORPUS

PLEGARIAS Enviar opinión »

 

PAN

Pan para saciar el hambre de todos. Amasado despacio, cocido en el horno de la verdad hiriente, del amor auténtico, del gesto delicado. Pan partido, multiplicado al romperse, llegando a más manos, a más bocas, a más pueblos, a más historias.

Pan bueno, vida para quien yace en las cunetas, y para quien dormita ahíto de otros manjares, si acaso tu aroma despierta en él la nostalgia de lo cierto. Pan cercano, en la casa que acoge a quien quiera compartir un relato, un proyecto, una promesa. Pan vivo, cuerpo de Dios, alianza inmortal, que no falte en todas las mesas.

José María Rodríguez Olaizola, sj

 

DÍA PRO ORANTIBUS

PLEGARIAS Enviar opinión »

 

REZA POR LOS QUE ORAN POR TÍ

Que te glorifique, Dios nuestro, tu Iglesia, al contemplar el misterio de tu sabiduría, con la que has creado y configurado el mundo.

Tú, por medio de Jesucristo, nos has justificado y en tu Espíritu Santo nos has santificado; escucha la oración que hoy te dirige tu pueblo, volviendo su mirada y su corazón hacia los monasterios, por las personas consagradas contemplativas, que, como centinelas de la oración, dedican todo su tiempo únicamente a ti, vigilando día y noche con sus lámparas encendidas.

Concédeles permanecer fieles a su vocación, y haz madurar plenamente el fruto de su consagración monástica, para que tu Iglesia siga recibiendo de ellos incrementos abundantes de fe y caridad.

A ti el honor, la gloria y el poder, a ti la alabanza y la aclamación por los siglos de los siglos. Amén.

PLEGARIA PENTECOSTÉS

PLEGARIAS Enviar opinión »

 

PENTECOSTÉS

Eres, Señor, inundación,  eres derroche. Como una linfa silenciosa empapas todo lo que es y lo que somos. Eres un Dios vertido. Déjame recogerte; como pepitas de oro... cribarte en las arenas del río de la vida.

Que yo te busque, te halle y te regale, como oro escondido, que no es mío; es de todos. No permitas, Señor, que Te acaudale, Te reserve y Te guarde. Que no me satisfaga el cuidarte y limpiarte como pieza curiosa de un museo para el turismo humano...

Enséñame a perderme. Y que me pierda. Dispón de lo que es Tuyo. Viérteme donde quieras, Señor, con tus dos manos. Siémbrame, sin medida, a tu voleo. Que no me guarde, trigo, sin pudrirme y sin dejar espiga, que engrose tu granero. Que del pan, que Tú eres y me haces, se han de saciar miles de hambres...

Toma Señor, lo que me diste y lo más Tuyo y mío: mi poder decidir sobre mí mismo. Decido ser amor y gracia como Tú. ¡Eso me basta!

Ignacio Iglesias, sj

Contacto / Ayuda. This collection ©2021 by carlos. blog engine / cheap hosting.
Design & icons by N.Design Studio. Skin by Tender Feelings / Skin Faktory.