Categoría: "PLEGARIAS"

PLEGARIA DOMINGO 18

PLEGARIAS Enviar opinión »

 

AYÚDAME A NO CAER EN LA CODICIA

Señor, me horroriza pensar que la codicia pueda echar redes y cadenas en mí, y que no me dé cuenta hasta que sea demasiado tarde, por eso te pido mucha lucidez para no caer en el engaño de buscar la seguridad y el sentido de la vida en el tener cada vez más;  te pido lucidez para no dejarme atrapar por el virus de la codicia.

Señor haz que pueda vivir el gozo y la paz que sólo da el hecho de repartir y de compartir con los demás todo aquello que soy y que poseo. Señor, puestos a pedir, haz que siempre resuenen en mi corazón aquellas palabras de Juan de la Cruz: «Al atardecer de la vida, te examinarán del amor; aprende a amar como Dios quiere ser amado y deja tu condición».

Señor me atrevo a pedirte que actives en mí el deseo de ser pobre de verdad, para poder abrir las puertas de mi casa de par en par y compartir con aquellos que más lo necesiten todo lo que soy y todo lo que tengo, porque tú me lo has dado.

(Pep Baquer, sj)

PLEGARIA DOMINGO 17

PLEGARIAS Enviar opinión »

 

NOS  HABLA NUESTRO PADRE

"Hijo mío, que estás en la tierra, preocupado, solitario y tentado. Yo conozco perfectamente tu nombre, y lo pronuncio como santificándolo, porque te amo.  No, no estás sólo, sino habitado por Mí, y juntos construimos este Reino del que tú vas a ser el heredero.

Me gusta que hagas mi voluntad, porque mi voluntad es que tú seas feliz, ya que la gloria de Dios es el hombre viviente. Cuenta siempre conmigo, y tendrás el pan para hoy, no te preocupes; sólo te pido que sepas compartirlo con tus hermanos.

Sabes que perdono todas tus ofensas, antes incluso de que las cometas; por eso te pido que hagas lo mismo con los que a ti te ofenden. Y, para que nunca caigas en la tentación, cógete fuerte de mi mano, y yo te libraré del mal, pobre y querido hijo mío".

J.L. Martín Descalzo

PLEGARIA DOMINGO 16

PLEGARIAS Enviar opinión »

 

COMO MARTA Y MARÍA

Ayúdame a ser como Marta, Señor: Siempre dispuesto para ayudar, para trabajar, para hacer algo por los demás, para servir, para hacer el bien, para perdonar, para pensar en los otros antes que en mí mismo; para sentir, como mías, las preocupaciones, las necesidades, los problemas de los que están a mi lado.

Ayúdame a ser también como María, con tiempo para estar contigo, para ponerme a la escucha de tu palabra porque sé que, si no estoy unido a Ti, no serviré bien a mis hermanos. No me dejes caer en una actividad desbordante que me llegue a quemar, a agobiar, a olvidarme de Ti. Ayúdame a tener un trato cotidiano contigo que serene mi corazón y me haga trabajar con más fuerza si cabe, pero con paz, en favor de los necesitados.

Ayúdame a ser, Jesús, como tú, capaz de unir fuertemente el amor al Padre Dios y el amor al prójimo que camina a mi lado. Activo y contemplativo, lleno de Ti y con el corazón abierto a todo aquel que llame a mi puerta.

www.parroquia.catedu.net 

PLEGARIA DOMINGO XV T. ORD.

PLEGARIAS Enviar opinión »

 

ORACIÓN AL “BUEN SAMARITANO”

Jesús, buen Samaritano, que viviste aliviando el sufrimiento de quienes encontrabas en el camino, como expresión de la misericordia del Padre. Nuestro mundo arde en deseos de eternidad,  pero el camino de la vida es largo y tortuoso:  hay violencia, desgracia y desesperanza.  Nuestro mundo sufre.

Ayúdanos a bajar a lo profundo del corazón, donde habitan las carencias y se descubren las necesidades,  donde se escucha el grito del dolor, la voz de quien sufre y necesita. Danos entrañas de misericordia, para que no demos rodeos ante los que sufren y sepamos caminar con los ojos abiertos para ayudar a quienes nos necesitan.

Haznos, Señor, buenos samaritanos  para que el mundo descubra, en nuestra vida, el rostro misericordioso del Padre.

http://orajoven.blogspot.com.es/

PLEGARIA DOMINGO 14 T. ORD.

PLEGARIAS Enviar opinión »

 

APÓSTOL

Vamos, amigo, no te calles ni te achantes, que has de brillar como fuego nocturno, como faro en la tormenta, con luz que nace en la hoguera de Dios. Vamos, amigo, no te rindas ni te pares, que hay quien espera, anhelante, que compartas lo que Otro te ha regalado.

¿Aún no has descubierto que eres rico para darte a manos llenas? ¿Aún no has caído en la cuenta de la semilla que, en ti, crece pujante, fértil, poderosa, y dará frutos de vida y evangelio?

Vamos, amigo. Ama a todos con amor único y diferente, déjate en el anuncio la voz y las fuerzas, ríe con la risa contagiosa de las personas felices, llora las lágrimas valientes del que afronta la intemperie. Hasta el último día, hasta la última gota, hasta el último verso. En nombre de Aquel que pasó por el mundo amando primero.

José María R. Olaizola, sj

Contacto / Ayuda. This collection ©2021 by carlos. blog engine / cheap hosting.
Design & icons by N.Design Studio. Skin by Tender Feelings / Skin Faktory.